Museo Britanico

Visita cultural absolutamente obligatoria, si bien, trae consigo un debate prácticamente eterno entre quien opina que fue un expolio defendido y apoyado por el gobierno británico, y quien defiende que no haber sido así las muchas maravillas que alberga este museo se habrían perdido, la verdad sobre esto es tan sencilla como que ambos a su manera y dependiendo de la pieza y las circunstancias de su origen concreto tienen razón ya sea en mayor o menor medida.

Saldremos del metro en la parada del holborn, y nos dirigiremos hasta el museo, al llegar observaremos el edificio inspirado claramente en el partenon de Atenas con columnas jónicas y un frontón elaborado.

La entrada es gratuita aunque nunca está de más aportar algo para su conservación a modo de donativo para ello hay varias urnas en la cuales se podrá depositar el dinero, personalmente lo hice en euros, de este modo previne el quedarme sin libras en efectivo y seguía siendo una donación.

 Al entrar accederemos a un enorme hall, con entradas divididas en diferentes culturas egipcios, asirios, aztecas, etc. Es incalculable el valor de los tesoros que podremos admirar desde la piedra de roseta original que permitió traducir los jeroglíficos egipcios y acceder a una historia y cultural antiquísima que hasta entonces solo podía imaginarse, también podremos ver el ultimo moái esculpido en la isla de Pascua, la estatua de Ramses II original del templo de Tebas que data de 1250 a. de C., el León Alado de Nimrud, y otros muchos más.

En definitiva un lugar especial lleno de curiosidades que no dejará indiferente a nadie

Candem Town

Hay lugares de los que es imposible olvidarse, lugares especiales que no dejan indiferente a nadie, ya sea para bien o para mal, uno de esos lugares sin duda en Candem Town. Un barrio londinense bañado por canales del Támesis, de arquitectura muy acorde con la del resto de la ciudad, sin embargo las coincidencias con el resto de la ciudad acaban ahí.

El barrio alberga el mercado alternativo más importante de Europa, al pasear por sus calles veremos gente de todos los estilos urbanos, punk, rock alternativo, etc. Será difícil no salir con un tatuaje nuevo pues los ofrecen en cada esquina y tientan a hacerse uno para recordar siempre el viaje a tan pintoresco lugar. Conforme nos vayamos adentrando en el barrio encontraremos diferentes puestos de comida de varias nacionales, entre ellos un puesto de tortilla española.

Deberemos dedicarle tiempo a recorrer todos los puestos pues en cada uno de ellos podremos encontrar algo nuevo o diferente, psicodélico, transgresor desde luego no es como visitar la tienda de debajo de casa, por diferentes que sean nuestros gustos encontraremos algo que no guste, desde una camiseta de Brasil de los 90, a un “lobo-zombie” disecado, las posibilidades son infinitas, también claro esta encontraremos los típicos regalos a la familia, imanes, bolis, chapas, figuras del big ben, etc. eso ya dependerá del dinero que nos queramos gastar.

Por último mencionar lo que personalmente más me impresiono, se trata de una tienda llamada “cyberdog”, en ella suena música techno a volumen de discoteca, con dj’s pinchando en directo y gogos bailando en una atmosfera de flases y luces, con productos luminiscentes a la venta, un lugar al que hay que ir.

Toledo

Empezaremos las visitas por España con la que sin duda es una de sus ciudades históricamente más importantes y posiblemente de las mejor conservadas, Toledo. De origen romano, durante la Edad Media alcanzo su máximo esplendor cobijando en sus muros a cristianos, musulmanes y judíos en paz y armonía un ejemplo que aún hoy en día es envidiado en muchos lugares, convirtiéndose en un foco de cultura e intercambio de conocimientos.

Comenzaremos la visita en la conocida Puerta de Bisagra, antigua entrada de la muralla que ya nos da una idea del antiguo esplendor de la ciudad, seguiremos hasta la mezquita del Cristo de la Luz, antiguo oratorio musulmán para los recién llegados a la ciudad.

Continuaremos adentrándonos en la ciudad y palpándonos de sus calles y fachadas, que parecerán trasladarnos a la Edad Media. Llegando a la plaza del ayuntamiento donde encontraremos la Catedral de Toledo la segunda más grande de España y todo un ejemplo de arte gótico hispano. Rodeando la catedral y siguiendo en dirección noroeste (Es imprescindible llevar un pequeño mapa para hacer la visita lo menos trabada posible) llegaremos a la plaza de Zocodover. Centro neurálgico de la ciudad durante siglos, sufrió un incendio en el s. XVI y fue reformada en el XIX, de ahí la vistas actuales.

Nos dirigiremos ahora hacía el Alcázar de Toledo desde el palacio romano original hasta nuestro días ha ido evolucionando, los visigodos construyeron allí su centro de poder y palacios, mas tarde, lo árabes y los reyes de castilla lo fueron ampliando, hasta llegar hasta nuestros días, si bien, tuvo que ser reconstruido después de la guerra civil. Actualmente en su interior se encuentra el museo del ejército, una visita curiosa y obligada para los más belicistas, y llena de curiosidad como por ejemplo la famosa enigma, la máquina de cifrar usada por el tercer reich para cifrar sus mensajes durante la segunda guerra mundial.

Alcázar_de_Toledo._Patio

No podremos terminar nuestra visita a Toledo sin visitar la iglesia de Santo Tomé, en ella podremos apreciar el Entierro del Conde de Orgaz del Greco y la Sinagoga de Santa María la Blanca, sinagoga de estilo mudéjar preciosa arquitectónicamente y única en el mundo por su estilo.

Londres (Segunda Parte)

La segunda parte de nuestro viaje partirá desde el Banco de Londres, para llegar hasta allí podremos usar el transporte público, sin embargo siempre recomiendo recorrer las calles del lugar es el mejor modo de empaparse del ambiente y de sus gentes, y poder observar pequeñas singularidades que la mayoría de la gente se pierde en sus viajes.

Una vez estemos allí llegaremos a una pequeña plaza triangular donde están situadas una estatua de Wellington en honor a su victoria en Waterloo sobre Napoleón, y otra en memoria de los londinenses caídos en la primera guerra mundial además toda la plaza está rodeada de edificios neoclásicos, entre ellos el Banco de Inglaterra, pudiendo disfrutar de la belleza arquitectónica de los mismos.

Seguiremos por la calle Poultry hasta llegar al punto más alto de la ciudad de Londres en el está situada la Catedral de San Pablo (St. Paul), estaremos ante la sede del obispo de Londres y una de las sedes más importantes de la iglesia anglicana donde acontecieron importantes hitos de la historia de Inglaterra como los funerales de Horatio Nelson, el Duque de Wellington, Winston Churchill y los jubileos de las reinas Victoria e Isabel II. Por último y de manera opcional, podréis visitar unos de esos sitios que se encuentran por casualidad y que a mi parecer sin duda merece la pena visitar, continuad por la anterior calle Poultry hasta llegar al cruce con giltspur, para continuar hacia arriba en dirección norte.

20151023_123510

Llegareis a una plaza circular y siguiéndola hacía la derecha observaremos una fachada dedicada a la memoria de William Wallace, héroe Escocés ejecutado el 23 de agosto de 1305 en esa mismo lugar en el que os encontráis, si no os suena el nombre seguro os sonará la película de Braveheart, basada en su biografia.

Londres (Primera Parte)

 

Bajamos en la parada de metro de London Bridge dirigiéndonos hacia puente, al contrario de lo que la gente suele pensar no se trata del famoso puente de las torres, el puente de las torres, el conocido como Tower Bridge quedará al fondo mientras cruzamos el puente de Londres sobre el Támesis, podremos apreciar como el río abre un corte a lo largo de la ciudad dividiéndola en dos como si de una frontera se tratará, al fondo se podrá ver también el HMS Belfast crucero ligero de batalla veterano de la segunda guerra mundial y actualmente parte importante del museo imperial de la guerra (del cual hablaremos en otro articulo).

Nada más cruzar el puente en la primera bocacalle derecha veremos un monumento en forma de obelisco dedicado al gran fuego de Londres acaecido en 1666 y que destruyó gran parte de la ciudad medieval.

Continuamos por esa misma calle y llegamos hasta la conocida Torre de Londres antigua prisión de los monarcas y principal defensa de la ciudad de Londres durante gran parte de su historia, visitarla nos costará sobre una 25 £, no es barato pero nos permitirá zambullirnos de lleno en sus mazmorras e inmiscuirnos en sus antiguos relatos, entre almenas y reconstrucciones de la época.

A la salida podremos dirigirnos hacia el cauce del rió y una vez allí tendremos unas vistas perfectas del “Tower Bridge” para sacar una foto que en un viaje a Londres no puede faltar.

Puente_de_la_Torre,_Londres,_Inglaterra,_2014-08-11,_DD_092

Una vez terminado el protocolo podremos andar y cruzarlo admirando los detalles de sus torres y construcción.

 

 

 

 

Tu web de viajes y turismo